Alertan que el lobby gay intenta tomar por asalto las escuelas a través de charlas y talleres

Alejandro Campoy/ReL

A través de la amplia red de asociaciones integradas en la Federación Estatal de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales, (FELGTB), tales como la COGAM en Madrid, ATA en Andalucía o Bolobolo en Castilla-La Mancha, entre otras muchas, el lobby gay ha comenzado una campaña de penetración directa en la escuela tanto pública como concertada española mediante el envío de materiales y propuestas de talleres a todos los centros de enseñanza.

Sin embargo, el problema que se plantea ahora es la aceptación y promoción de tales talleres por parte de algunos directores de centros educativos sin conocimiento ni consentimiento de los padres, con desconocimiento de los claustros de profesores y en algunos casos, sin la necesaria aprobación del Consejo Escolar del centro. Esto ha hecho saltar las señales de alarma en algunas comunidades como Castilla-La Mancha.

En esta Comunidad autónoma, el colectivo Bolobolo ha enviado circulares y trípticos informativos a todos los centros educativos con la finalidad de llevar a cabo los talleres propuestos con los alumnos de esos centros. La asociación Educación y Persona de esta comunidad ya ha detectado casos en los que los equipos directivos de los centros impulsan la realización de estas actividades sin haber informado previamente ni a los padres ni a los profesores, incluso sin haber obtenido la preceptiva aprobación del Consejo Escolar del Centro.

Ante esto, Educación y Persona ha enviado un comunicado de prensa en el que recomienda que “Los padres harán muy bien exigiendo información sobre dichos talleres y negándose a que su hijo entre si ven que se transmiten convicciones morales diferentes a las suyas”, para lo cual están distribuyendo un modelo de documento para presentar en el centro educativo manifestando su oposición a dichas actividades.

Sin embargo, el problema va más allá, tal y como señala el vicepresidente de Educación y Persona, D. Fernando López Luengos: “La cuestión es que estas actividades no son neutrales ideológicamente, por lo que se está vulnerando el contenido de la sentencia del Tribunal Supremo de 11 de febrero de 2009, que advierte reiteradas veces que no se puede “imponer o inculcar, ni siquiera de manera indirecta, puntos de vista determinados sobre cuestiones morales que en la sociedad española son controvertidas”.

“Igualmente, prosigue López Luengos, ha habido dos sentencias más recientes que se refieren expresamente a la ideología de género (sentencia del TSJ de Castilla-León de 14-1-2010 y Sentencia del TSJ de Andalucía de 15-10-2010) afirmando tajantemente que “entraña una carga o concepción moral que no es generalizadamente compartida en España y por tanto no puede ser objeto de imposición. (…) ‘respetar’ la opción afectivo-sexual puede y debe ser exigido, pero ‘compartir o asumir como positiva’ la opción afectivo-sexual de terceros ni puede ni debe ser exigido”.

De todo ello se concluye, según Educación y Persona, que “ahora más que nunca los padres no pueden eludir la responsabilidad de educar a sus hijos en estos temas y deben permanecer atentos y suficientemente informados sobre lo que se está haciendo”.

Anuncios